La esperanza está en Grecia, no en Hollande

Conformismo, voto “útil”, bipartidismo.Lo siento, no comprendo que estas ideas conserven su vigencia y menos con la que está callendo en Europa. La prensa progre derrocha argumentos pesimistas sobre lo que ha pasado en las elecciones griegas al tiempo que señala a la Francia de Hollande como la llama de la esperanza para cambiar Europa y salir de la crisis. Sin ir más lejos, en Grecia la población ha demostrado su cansancio ante los dos partidos que siempre repiten mientras que en Francia ha ganado “el otro partido”, gracias a un programa más retórico que realista (gracias al traductor de google, lo puedes leer en español aquí).

Inestabilidad, desconfianza, lentitud. Son conceptos asociados al multipartidismo, es decir, a la idea de que un gobierno esté compuesto por varios partidos políticos aliados. Paradojas de la vida: Alemania, con un parlamento multicolor, es el ejemplo a seguir de muchos que defienden el bipartidismo (alternancia en el poder de dos partidos hegemónicos).

Grecia y España son países que se parecen en muchas cosas. Además de de la cultura mediteránea, ambas democracias comparten la tradicional alternancia del poder de dos partidos: conservadores del Partido Popular (PP) y socialistas del PSOE en España, conservadores de Nueva Democracia (ND) y socialistas del PASOK en Grecia. Esta tormenta económica comenzó mientras los dos países estaban gobernados por socialistas, liderados por Zapatero en España y Papandreu en Grecia. Ambos se quejaron de la mala herencia de sus predecesores: en el caso griego, la caja de pandora se abrió al “descubrir” que las cuentas habían sido falsificadas durante mucho tiempo; en el caso español, la tardía queja del gobierno vino por la burbuja inmobiliaria, culpa de una ley de suelos promovida por el gobierno anterior y que al explotar dobló los efectos de la crisis sobre la economía del país.

Los problemas económicos actuales de Grecia tienen más que ver con la deuda y en España con el déficit. Sin embargo, ambos países han sufrido y sufren las consecuencias de la desconfianza de los inversores y especuladores (tienen nombre y apellidos, pero invierten tanto en publicidad que la prensa de masas utilizan un término más abstracto para no hacerles pupa: mercados financieros). La famosa troika formada por el FMI, la Comisión Europea y el Banco Central Europeo (o lo que es lo mismo, Alemania) recetaron a la enferma economía griega el amargo jarabe de la austeridad como condición para mantener el grifo del crédito abierto. La movilización social contra los recortes tuvo tanta fuerza que el presidente Papandreu propuso un referéndum democrático. La presión fue tan grande que el referéndum acabó en la papelera, Papandreu dimitió y colocaron en el puesto a un alumno obediente: el tecnócrata conservador Papademos.

En España el gobierno socialista empezó afrontando la embestida de la crisis abriendo el grifo de los billetes (Keynes se revuelve en su tumba cada vez que llaman a eso keynesianismo) mediante “planes E” y otros proyectos para cambiar azulejos en plazas varias. El empleo y el consumo se mantuvieron estables durante un tiempo, pero el chiringuito cerró y Zapatero, acojonado tras ver la suerte de su homólogo griego, decidió “hacer los deberes” de la austeridad.

Llegaron las elecciones (anticipadas) a España marcadas por el pesimismo, el miedo, la desconfianza, la indignación y la polarización. La sociedad adquirió consciencia de que algo fallaba, pero el desconocimiento de la mayoría hizo que, una vez más, los dos grandes partidos estuvieran en la pole de los resultados. Arrasó el PP y lo primero que hizo fue pisar el acelerador a unos recortes que ya había comenzado el gobierno anterior. Casos similares son los de Portugal, Irlanda, Italia, Reino Unido…

Tal fue el bombo mediático que tuvieron las elecciones francesas del 6 de mayo que casi nadie se enteró de lo que estaba pasando ese mismo día en las elecciones griegas. En Francia, el socialista François Hollande obtuvo una justa victoria (3,2 puntos de diferencia) frente a Nicolas Sarkozy con un discurso esperanzador lleno de promesas y cambios (ojo, el 6% de los votos fueron nulos, señal de protesta de muchos franceses). Sucedió exactamente lo mismo en todas las elecciones celebradas en Europa desde 2008: cayeron los gobiernos, quemados por la crisis, y fueron relevados por “el otro partido”, como si la continuidad del sistema, basado en la alternancia bipartidista, fuera la única solución a todos los problemas.

Sin embargo en Grecia, el país más castigado en la eurozona por la crisis, los ciudadanos han dado un giro a las elecciones. Esta es la verdadera noticia: los griegos han roto los esquemas. El bipartidismo ha quedado hecho añicos con la entrada de siete jugadores en el parlamento. El partido con más votos ha sido el conservador (18,85%) pero se ve obligado a negociar con otras formaciones para formar gobierno (ha conseguido 58 escaños, el sistema griego le “regala” otros 50 por ser el más votado así que tiene 108 pero necesita 150 para gobernar). Imagina que en España PP y PSOE, favorables a las políticas del recorte, no pudieran formar gobierno ni si quiera aliándose y tuvieran que escuchar a otros partidos contrarios a la austeridad económica.

En resumen, los griegos han abierto los ojos y han roto la continuidad política para obtener una verdadera representación democrática. Les queda mucho camino, pero han dado el primer paso y desde aquí quiero desearles humildemente mucha suerte.

P.D: No olvidemos que el crecimiento es un medio, no un fin. Cito a Einstein: “No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo”.

POSTRE: este es Carcheky, gracias a él tengo este blog-vía de escape

Indiferencia y desconfianza en la cuna de la democracia

Después de leer “Salir de la austeridad” de Ignacio Ramonet me he parado a pensar sobre lo mal parado que está quedando el concepto de democracia entre los ciudadanos.

Se trata de un cambio importante que al mismo tiempo es causa y consecuencia en buena medida de la crisis actual. En Europa, cuna de la democracia, cada vez se registran unos niveles de participación electoral más bajos. Por el contrario en América Latina, que arrastra la fama de ser inestable y populista en lo político, la participación en las votaciones va en aumento en casi todos los países.

Que hablen los números (los encuentro bien ordenados aquí y aquí). He creado esta tabla para facilitar la lectura. No está incluida Italia porque, como saben, cambió de gobierno sin elecciones. No hago distinción entre elecciones legislativas, presidenciales, … sino que tomo como referencia los últimos sufragios. Esto es solo para tener una visisón general y por tanto faltan países, notas sobre particularidades legales del voto en cada país, etc:

Últimas elecciones en Europa, en pleno desarrollo de una crisis económica sin precedentes que hace temblar los pilares de la Unión y que ha puesto al borde del abismo a Grecia, Portugal, Irlanda, Italia, España, Reino Unido y Bélgica…

País Participación Fecha
Francia 79,5% 22 de abril 2012
Eslovaquia 59,1% Marzo 2012
España 68,9% Noviembre 2011
Suiza 48,5% Octubre 2011
Polonia 49% Octubre 2011
Portugal 58,9% Junio 2011
Irlanda 70% Febrero 2011
Reino Unido 65,1% Mayo 2010
Grecia 70,9% Octubre 2009

 

América Latina, la región más desigual del planeta, en plena expansión económica gracias al hambre de materias primas de Asia, con su tradicional inestabilidad (últimos golpes de Estado frustrados: Venezuela en 2002, Bolivia en 2008; no frustrados: Honduras en 2009):

País Participación Fecha
El Salvador 95,1% Marzo de 2012
Argentina 79,4% Octubre 2011
Brasil 81,9% Octubre 2010
Colombia 44,48% Junio 2010
Costa Rica 69,1% Febrero 2010
Chile 87,2% Enero 2009
Bolivia 90,14% Enero 2009
Venezuela 67,88% Febrero 2009
Uruguay 89,91% Octubre 2009

 

Las cifras hablan solas. Desde mi punto de vista, en Europa la baja participación, resultado de la comodidad, indiferencia y desconfianza de muchos ciudadanos frente a la política, parece resurgir en algunos países cuando se presentan problemas graves o circustancias que pueden ser decisivas (véanse Grecia, España y Francia). En América Latina la participación alcanza cuotas muy superiores a las que se registran en “la cuna de la democracia”. Más allá del populismo (que no justifico pero entiendo) y de los resultados amañados que muchos señalan, la primera explicación que me viene a la cabeza para explicar este fenómeno es: en América Latina la clase política (no distingo color) ha demostrado durante los 10 últimos años ser más fiel a sus palabras a la hora de actuar.

¿Tú qué opinas? Compártelo!

Malo conocido que bueno por conocer

Lima no se fía, las encuestas dan por favorita a la hija del encarcelado Fujimori frente al que podría ser el Lula del Perú

Las recientes elecciones que el pasado día 10 vivió Perú dieron como vencedor a Ollanta Humala con el 31.7% de los votos, quien al no conseguir el 50% mas uno de los sufragios tendrá que medirse el próximo 5 de junio en una segunda vuelta frente a Keiko Fujimori, segunda favorita con el 23.5% del escrutinio. El hecho de que los dos candidatos populistas, Humala de izquierdas y Keiko de derechas, pasen a la segunda vuelta tiene mucho que decir de la situación en que actualmente se encuentra el pueblo peruano. Pese a una media del 9% de crecimiento en los últimos años, un 30% de la población aún vive por debajo del umbral de la pobreza, lo que provoca un alto índice de desigualdad. La centralización del país y el aumento de la riqueza de unos pocos llevan a la población más desfavorecida de las provincias y los conos de Lima a votar por un candidato que les asegure un reparto más igualitario de ese 9% que actualmente no ven.

Los últimos sondeos realizados dan la victoria con un pequeño margen a Keiko Fujimori. Parece que el Perú vuelve a olvidar muy fácilmente, y es que después de su padre ser condenado por varios delitos de asesinato con alevosía, secuestro agravado y lesiones graves, los peruanos vuelven a confiar en el fujimorismo, encarnado en esta ocasión por su hija. El miedo de la clase media, pequeña pero decisiva en estas elecciones, a que gobierne un populista de izquierdas permite predecir un difícil ascenso al poder para el candidato Humala. Aunque en estas elecciones se ha acercado más a la filosofía del partido de Lula, su pasado militar y sus antiguos coqueteos con Chávez pesan mucho ante los ciudadanos de clase media-alta que quieren seguir creciendo. Perece que Humala no puede ser el nuevo Lula para el Perú, un gobernador concienciado con los problemas de los más pobres, que quiere ayudar a repartir la riqueza del país y acabar con la desigualdad social. Incluso habiendo firmado el acuerdo nacional, en el cual se garantiza que cumplirá unas políticas públicas concretas, habiendo asegurado públicamente que seguirá con las políticas económicas que tan buen resultado han dado al país y sabiendo que aunque gane las elecciones Humala no tendrá la mayoría absoluta para gobernar a su antojo el Perú, aun así, Lima no se fía.

Prefieren malo conocido que bueno por conocer. Los peruanos parecen dispuestos a votar a la hija de Alberto Fujimori a pesar de que durante su mandato la corrupción era galopante y a sabiendas de que probablemente le conceda el indulto. Muchos parecen haber olvidado que los delitos contra los derecho humanos eran habituales y que incluso un autogolpe autoritarista era normal. Hay quienes se confunden y piensan que Keiko no es su padre, que el fujimorismo se ha renovado. No nos engañemos, la candidata de Fuerza 2011 fue primera dama durante el gobierno de Fujimori y en todo momento conoció las atrocidades que su padre estaba cometiendo.

ARIDAI OLMO

Panorama internacional del 6 de febrero de 2011

Desde el último resumen (26 de enero) ha habido algunos acontecimientos de gran trascendencia para el panorama geopolítico del mundo. Lo más llamativo ha sido el vergonzoso apoyo que las grandes democracias occidentales han dado, a veces con silencios y otras con discursos de respaldo, a dictadores como Mubarak (Egipto), Ben Ali (Túnez) o Mohamed VI (Marruecos). Durante estos días internet ha continuado siendo un pilar fundamental en el desenlace de unas revueltas que carecen de líder y que surgen de la iniciativa popular más pura. Otro suceso no menos importante es la pérdida de apoyo que sufre Israel en la región: cae Mubarak, el gran aliado egipcio; Jordania tiembla entre revueltas y el rey remodela el poder; Líbano carece de gobierno mientras Hezbolá recupera fuerzas; Turquía sigue enfadada por el asalto a la flotilla solidaria hacia Gaza que costó la vida a nueve activistas turcos; Irán se abraza a Rusia para esquivar nuevas sanciones.

Europa.- Italia: Umberto Eco, Roberto Saviano y otros intelectuales reunieron ayer a miles de personas en Milán para pedir una rebelión que expulse a Berlusconi del poder; hoy se concentrarán frente a su mansión de Milán mientras los medios propiedad de Il Cavaliere menosprecian los hechos. Irlanda: las encuestas apuntan al partido de centro derecha Fine Gael como próximo vencedor de las elecciones del 25 de febrero (Europa entera se está posicionando a la derecha en plena crisis) [Europa Press]. Merkel y Sarkozy promueven el Pacto de Competitividad (salarios en función de la productividad y no del IPC, etc) de cara a la cumbre de jefes de Estado de marzo [Financial Times]. La baja demanda de bonos españoles muestra el fin de la “euroeuforia” tras las reformas acometidas durante los últimos meses [Eurointelligence]. Un informe de Eurelectric dice que la luz se encarecerá un 30% en la eurozona de aquí a 2020 debido principalmente al encarecimiento de las emisiones de CO2 [El Economista]. Primer ministro británico David Cameron dice en Múnich que el multiculturalismo ha fracasado en Reino Unido y sugiere endurecer las políticas de integración [The Guardian].

Asia.- Wikileaks revela que Karzai, presidente de Afganistán, dijo que las empresas de mercenarios que EEUU contrata para la guerra contra los talibanes son “organizaciones criminales” y las culpó de aumentar la inseguridad de las carreteras con el fin de cobrar pagos de los seguros [NY Times]. Sube el precio del trigo en los mercados tras la oferta del Gobierno de Irak de comprar 100.000 kilos antes del día 12 (muchos países quieren asegurar el pan para evitar protestas) [Asia News]. Irán: Rusia se desmarca oficialmente de las sanciones y embargos económicos y dice que los iraníes no podrán obtener armas nucleares durante los próximos años [RIA Novosti]. Siria: las revueltas convocadas no consiguen apoyo social; HRW denuncia que el control de la telefonía móvil (propiedad de un pariente del presidente), el refuerzo militar en las calles y el acoso de los servicios secretos a los principales activistas generan miedo a protestar [Al Jazeera]. Enfrentamientos fronterizos se saldaron ayer con un soldado camboyano y siete militares taliandeses muertos [RTVE]

África.-Egipto: dimite la cúpula de Mubarak, incluido su hijo; vicepresidente Suleiman se reúne hoy con los grupos de la oposición para negociar una vuelta a la normalidad mientras los manifestantes continúan exigiendo la salida de Mubarak del poder; el Gobierno egipcio ha prometido elecciones libres, abolir la Ley de Emergencia  [BBC, Al Jazeera]. Marruecos suaviza las tensiones sociales aumentando las subvenciones a combustibles y cereales y desplaza efectivos militares desde el Sahara ocupado hacia Rabat, Casablanca y otras ciudades; el rey Mohamed VI se encuentra en su castillo en Betz, cerca de París; hoy hay convocada una gran protesta en Ouarzazate [Afrol News y Hespress]. Argelia: diputados del FLN piden levantar el Estado de emergencia que lleva impuesto más de 19 años mientras Bouteflika justifica que es necesario para combatir a AQMI; la protesta convocada para el día 12 no ha sido aprobada por las autoridades [Al Jazeera]. Túnez: la policía mata a cuatro manifestantes y 17 personas resultan heridas [AFP].La República Centroafricana renueva la presidencia al golpista Bozizé con el 66% de los votos [Afrol News].

América.- Chile: Un terremoto de 5,5 grados Richter sacudió ayer sábado por la tarde la costa de Bío Bío, la región que hace un año vivió el gran terremoto de 8,8 grados [Emol]. Brasil continúa la pacificación de favelas (anoche ocuparon 9 morros del Complejo de San Carlos) de cara a las Olimpiadas que acogerá Río en 2016 [O Globo]. EEUU: el paro cae al 9% (mejor dato en dos años) pero el Departamento de Trabajo dice que crear empleo sigue siendo difícil [AOL]. Ayer Hillary Clinton dio la vuelta a su discurso sobre las revueltas en el Magreb para pedir cambios hacia la democracia en los autoritarismos árabes, con incisos especiales para Egipto y Yemen y sin aludir a los emiratos ni a Arabia Saudí.

Otros.- Guerra sucia: una ex soldado israelí será juzgada por filtrar documentos secretos de los planes para asesinar a milicianos palestinos al margen de la ley de Israel [Haaretz y Europa Press]. La explosión de un gaseoducto egipcio cortará el 80% del suministro de hidrocarburos en Jordania y el 40% en Israel durante esta semana. Mañana lunes se celebrará cerca de Londres el juicio que determinará si Julian Assange es extraditado a Suecia por presuntos delitos sexuales.

Nota sobre Egipto: puede haber guerra civil si el vicepresidente Suleimán sucede a Mubarak en el poder, hecho inútil pues la población rechazará a cualquier persona relacionada con el dictador sean cuales sean sus buenas intenciones. El Baradei, ex presidente de la OIEA y Premio Nobel de la Paz, se postula como candidato perfecto para conducir el país hacia una transición pacífica que permita la celebración de elecciones a medio plazo. A pesar del cambio en sus discursos, ni EEUU ni Israel van a facilitar el camino hacia la democracia. (El Baradei dijo hoy a Der Spiegel que quiere negociar con el ejército; los Hermanos Musulmanes, que comienzan hoy las negociaciones con el Gobierno egipcio, dicen rechazar la violencia).

Siglas

IPC: Índice de Precios de Consumo

HRW: Human Rights Watch (Observatorio de Derechos Humanos)

FLN: Frente de Liberación Nacional (partido del presidente argelino Bouteflika)

AQMI: Al Qaeda Magreb Islámico

OIEA: Organización Internacional de la Energía Atómica